¡En Carolina las bibliotecas son gigantes!

imageedit_7_5776184406

Lo que comenzó como una simple colaboración intermitente, se convirtió en una fiebre contagiosa por explorar y conocer lo que sucede en nuestras bibliotecas. Una de las iniciativas que nos propusimos fue realizar visitas a bibliotecas durante los fines de semana. Estas dos bibliotecarias chifladas, nos dimos a la tarea de tratar de establecer una agenda para realizar dichas visitas.  Inicialmente propusimos un radio geográfico reducido dentro del área metropolitana. Fue así como decidimos ir al municipio de Carolina para ver con nuestros propios ojos qué está haciendo la administración municipal por las bibliotecas públicas.

Nuestra travesía estuvo llena de sorpresas de principio a fin. Tomamos el auto por la carretera número 3 hasta la intersección de la calle Ignacio Arzuaga. Al adentrarnos por esta vía, descubrimos con un pueblo extremadamente limpio, con unos complejos de vivienda bien acondicionados. Esta escena nos llenó de asombro, pues después del huracán la mayoría de los municipios aun tienen lugares en donde la devastación y la tristeza son la carta de presentación. En cambio, la zona del casco urbano de Carolina, ostentaba un aire de lucha y superación que no habíamos imaginado. Como siempre ocurre entre el ánimo y la perplejidad nos perdimos entre las calles hasta que alcanzamos a ver un guardia municipal a quien solicitar direcciones. Me detuve a preguntar al oficial dónde se encuentra la biblioteca municipal e inmediatamente nos contestó: ¿Cuál de todas la bibliotecas?  En ese momento vi como el oficial se transformó en un gigante. No esperábamos esa respuesta. ¿Cuál de todas? Como buena jíbara le contesté que buscábamos la principal, la biblioteca del pueblo. Muy pacientemente nos explicó la dirección y retomamos la ruta hacia la biblioteca. En el trayecto seguimos deleitándonos con la planificación y la dedicación con la que atienden la revitalización de urbana; incluyendo los espacios culturales, las áreas de paseo, algunos comercios y las principales oficinas del servicio de ayuntamiento.  Todo estas mejoras han tomado en consideración los habitantes residentes en las áreas aledañas.

Por fin llegamos a la biblioteca,  aunque sabíamos que la misma ofrece servicio los sábados, no dejó de sorprendernos; pues con las excusas de la Junta de Control Fiscal y el huracán María, nuestra isla se ha vuelto más perezosa de lo usual en cuanto a los servicios disponibles a la ciudadanía. La Biblioteca Electrónica Dr. Carlos Hernández está estratégicamente ubicada entre el Centro Gubernamental y la Escuela de Bellas Artes Julio Vizcarrondo. Asimismo está rodeada de residenciales y urbanizaciones. Cuenta con un amplio estacionamiento para los visitantes. La edificación tiene dos niveles pero los servicios al usuario se ofrecen en el primer piso.

bibliotecacarolina (1)

A nuestra entrada inmediatamente, vimos una sala completamente limpia, ordenada, bien iluminada y acogedora.  No tuvimos que registrarnos en esas listas donde tienes que escribir tu nombre y firmar, al contrario, tienen un registro electrónico a través de su sistema de automatización. Les confieso que son muy pocas las bibliotecas que utilizan sus sistemas de automatización de forma eficiente. Uno de sus atentos empleados tuvo a bien orientarnos sobre los servicios y recursos disponibles.  Al comenzar su alocución nos dijo que el Municipio Autónomo de Carolina cuenta con 11 centros bibliotecarios. ¡Once! En ese momento fue cuando comprendí lo que nos había dicho el oficial de la guardia municipal con preguntó: ¿Cuál de todas?. Las otras diez unidades del sistema de bibliotecas están distribuidas por las comunidades  Barrazas, Sabana Abajo, Sabana Gardens, Martin Gonzalez, Buenavista, Trujillo Bajo, Santa Cruz, Buenaventura, Country Club y La Cerámica. Cabe señalar que este  exitoso sistema está bajo la jurisdicción de la Oficina de Educación Municipal y no bajo el Departamento de Educación de Puerto Rico  (por está razón es un proyecto próspero).

bibliotecacarolina (2)

Luego pasamos a la sala general y estábamos sobrecogidas al ver que tan temprano en la mañana habían usuarios utilizando los recursos.  Al ser una biblioteca electrónica hay un área con computadoras, un equipo asistivo para usuarios con diversidad funcional, servicios de digitalización e impresión de documentos.  Cuenta con espacios para atender los intereses diversos de los usuarios como áreas para lectura, cubículos para estudio individual, mesas para estudio grupal y espacios para trabajar con computadoras portátiles.

bibliotecacarolina3

La biblioteca Dr. Carlos Hernández posee las siguientes colecciones: Referencia, General,  Bellas Artes y Puertorriqueña. Las colecciones están organizadas y rotuladas para facilitar la recuperación de los recursos. La representación temática de las colecciones evidencia el tesón que ha puesto el personal bibliotecario para responder a las necesidades de la comunidad. Entre los ejemplares pueden destacarse libros para ocupaciones técnicas obras de literatura universal, libros para niños y jóvenes. Las colecciones son de acceso abierto ofreciendo al usuario la experiencia de interactuar y satisfacer la curiosidad de aprender, conocer y amar los libros.

bibliotecarolina4

La Oficina de Sistema Bibliotecarios ha desarrollado todo un programa de servicios educativos para fomentar el aprecio a la lectura, la literacia en el lenguaje y en la tecnología. La oferta del programa incluye: talleres de uso de las computadoras e internet, clases de inglés conversacional para adultos y niños,  talleres de alfabetización para adultos (leer y escribir), talleres del sistema Braille, promoción de la lectura, creación literaria y tutorías para niños. Como complemento a todos estos esfuerzos la biblioteca Dr. Carlos Hernández prepara materiales de apoyo tales como guías y opúsculos informativos para facilitar las actividades de acceso y recuperación de información, investigación, y redacción de los textos en que estén trabajando los usuarios.

brochures

Al finalizar la visita nos sentimos emocionadas y satisfechas de que a pesar de todas las adversidades que atraviesa nuestro país todavía hay municipios que dan la batalla por el acceso a la información de sus ciudadanos. Me enorgullece que el señor alcalde José Carlos Aponte Dalmau haya continuado el legado de su padre. Más aún me regocija que continue confiando en la biblioteca como un centro de cultura para la comunidad. Por esto, creemos que iniciativas como la que se llevan a cabo en Carolina puede replicarse en otros municipios de la isla.  Luego de salir de esa ciudad comprendí que en Carolina las bibliotecas son gigantes.

About Ana Isabel Medina Hernández

Profesional de la información con amplia experiencia en los escenarios académicos, gubernamental y el tercer sector. Los temas de interés profesional son la promoción de servicios bibliotecarios, la identidad corporativa, la aceptación y uso de la tecnología.

2 Responses

  1. Gabriel Ríos

    Hola, colegas!

    Mi nombre es Gabriel Ríos, acabo de completar una maestría en Ciencias de la Información de la EGCTI en diciembre pasado. Estoy ingresado en ser parte de su movimiento, mi pasión son las bibliotecas publicas. Gracias y felicidades por su iniciativa.

    Like

    1. Llamadavirtual

      Bienvenido al gremio Gabriel. También somos egresadas de la EGCTI. Contamos contigo para seguir abogando por las bibliotecas.

      Like

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out /  Change )

Google photo

You are commenting using your Google account. Log Out /  Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out /  Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out /  Change )

Connecting to %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.